Cruceros en enero: motivos para hacerlos

Crucero en enero

No todos pueden viajar en verano. Lo cierto es que hay mucha gente que cuenta con más días de vacaciones en otros meses del año, por ejemplo, enero. Si bien es cierto que la temporada estival es la gran favorita, los cruceros en enero son una gran oportunidad ¿Motivos? Muchos. Toma nota y decídete por fin a hacer esa ruta que te apetece desde hace tanto tiempo.

¿Por qué hacer un crucero en enero?

El principal motivo para elegir un crucero en enero es, sin lugar a duda, el precio. No es temporada alta, por lo menos en zonas como el Mediterráneo. También otras zonas más exóticas, con clima tropical, en las que durante todo el año las rutas gozan de buenas temperaturas.

El precio es una gran ventaja. Por menos de los que pagarías en meses como julio o agosto, podrás hacer un crucero por lugares que resultan más caros en la temporada de primavera-verano. Por ejemplo, un crucero exótico cuyo precio, el resto del año, sea prohibitivo para ti. También podrías escoger rutas por lugares en temporada baja, como el Mediterráneo, pagando menos e invirtiendo esa diferencia en un camarote superior o un régimen de alojamiento con más ventajas y beneficios. Por último, este dinero extra que te ahorras en los cruceros de enero, puedes aprovecharlo para contratar más excursiones o simplemente tener más dinero para gastar en las escalas.

Otro de los motivos de peso para contratar un crucero en enero es que hay menos turistas. Como hemos comentado, es temporada baja. Esto implica necesariamente menos turistas a bordo. Podrás disfrutar de la vida en un crucero sin aglomeraciones ni colas. Una vida mucho más relajada, sin duda.  No tendrás que hacer largas colas para desayunar ni coger tus platos en el bufé, ni tampoco tendrás que aguantar demasiada gente en zonas comunes y de ocio. Además, los destinos también están en temporada baja, por lo que las aglomeraciones a la hora de visitar los distintos monumentos se reducen muchísimo ¿Qué más da que haga un poquito de frío?

Crucero en enero

En este punto, hay que señalar también que las rutas de crucero en enero tienen menos afluencia de niños. Los pequeños de la casa pueden viajar mejor en julio y agosto. Esto hace que las familias decidan escoger mejor estas fechas. Si no te seduce mucho la idea de viajar en un crucero lleno de niños, que hay gustos para todos, es la mejor época para contratar tu viaje.

Si nos centramos un poco más en las zonas para viajar en crucero en enero, en invierno, los destinos más populares son los que se visitan todo el año. Cruceros al Caribe, Centroamérica, Hawaii, Islas Canarias o la parte oriental del Mediterráneo.

Hay rutas que definitivamente no podrás hacer, rutas que únicamente están activas en los mese cálidos, como la de los fiordos noruegos o los glaciares de Alaska. No obstante, enero es un buen momento también para descubrir destinos diferentes como Emiratos Árabes, India o Asia.

Otro punto interesante es el de los cruceros fluviales. En Europa, por ejemplo, hay un gran número de compañías que siguen operando en enero. Sí, hace frío. No obstante, tienes que tener en cuenta que estos cruceros no salen a mar abierto, por lo que las temperaturas tampoco son tan exageradas. Además, las escalas en las ciudades son más largas, por lo que podría ser una escapada ideal para conocer a fondo diferentes zonas europeas.

En cuanto a las navieras que organizan rutas en enero, hay que señalar que son la inmensa mayoría. Puedes escoger cruceros a buen precio con navieras como Pullmantur, o bien darte un capricho y viajar con compañías un poco más caras como Celebrity Cruises o Royal Caribbean.

Sin duda alguna, realizar un crucero en enero conlleva muchísimas ventajas. Una opción que cada vez es más escogida por los turistas y que te asegura un viaje diferente, calmado y a un precio inmejorable ¿te lo vas a perder?

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Top