Qué ver en Alicante durante un crucero

Alicante de noche desde el puerto

Alicante, capital de la provincia del mismo nombre, una de las tres que conforman la Comunidad Valenciana, es una ciudad portuaria de la costa mediterránea que recibe barcos turísticos durante todo el año. Buen clima y una amplia variedad de patrimonio, hacen que sea un lugar perfecto para visitar.

Hay que destacar que el puerto de Alicante está integrado plenamente en la ciudad y aunque no es uno de los 5 puertos españoles más importantes, sí que recibe tráfico frecuente de los cruceros que se hacen por el Mediterráneo. Por tanto, los pasajeros pueden visitar los diferentes lugares turísticos de la urbe sin tener que recurrir a desplazamientos costosos que acorten las horas de visita.

¿Qué podemos ver en Alicante?

Un buen punto de partida puede ser el mismo puerto, un lugar que ha cambiado enormemente en las últimas décadas. Actualmente, el puerto deportivo de Alicante es una de las zonas de ocio más importantes de la ciudad. Andar por el paseo, observar las embarcaciones o disfrutar de alguna de las terrazas, podría ser un buen comienzo. No obstante, pronto, quizá nada más llegar, tus ojos se fijarán en uno de los principales puntos turísticos, el Castillo de Santa Bárbara.

El Castillo de Santa Bárbara se encuentra ubicado sobre el monte Benacantil, una mole de roca de 167 m. de altitud. Acceder hasta este lugar no es complicado, pues puedes hacerlo con el ascensor que hay situado frente a la playa del Postiguet. Ya en lo alto, podrás entender el enorme valor estratégico ya que desde aquí se podía (y se puede) observar toda la bahía de Alicante y sus alrededores terrestres. A las faldas del monte Benacantil, y por tanto, a los pies del castillo, se asienta el casco antiguo de Alicante.

Vistas de Alicante desde el Castillo

Vistas de Alicante desde el Castillo

El centro histórico atesora la mayoría de los lugares más emblemáticos de esta ciudad. Pasear por sus calles es, por tanto, una de las actividades más recomendables en Alicante.

Otro de los imprescindibles es el Ayuntamiento de Alicante. Es posible entrar dentro, y si puedes, no dudes en hacerlo, pues entre sus dependencias hay verdaderas joyas, como el Salón Azul, que fue decorado como si fuera un palacio, con el fin de acoger a la Reina Isabel II en su visita a la ciudad allá por 1858.

Hay que destacar que la Plaza del Ayuntamiento es una de las más animadas de la ciudad. Un punto de encuentro entre turistas y vecinos con una amplia oferta cultural y gastronómica. Y si hablamos de gastronomía, no te olvides de pasear por la cercana calle Labradores, plagada de restaurantes y bares de tapas.

También descubrirás lugares como la Concatedral de San Nicolás, un templo construido en el siglo XVII que se ubica en la conocida como Plaza del Abad Penalva. Fue construida sobre los restos de una mezquita con un estilo renacentista herreriano.

No será el único templo interesante, también es necesario visitar la Basílica de Santa María. Es la iglesia más antigua de la ciudad, construida entre los siglos XIV y XVI. También está construida sobre una mezquita, y la misma destaca por un llamativo estilo gótico.

Iglesia de Santa María en Alicante

Iglesia de Santa María en Alicante

 

Otra de las joyas de la ciudad es el Barrio de Santa Cruz, es el más pintoresco y cuenta con un encanto especial. Camina por sus calles y disfruta de sus casas, todas coloridas y distintas; y es que aquí, en el Barrio de Santa Cruz, no hay dos casas iguales.

Un poco más lejos del centro histórico hay también visitas destacables. Es el caso del Monasterio de la Santa Faz. Está a unos 5 km al norte del casco urbano. Fue construido en el siglo XV y en su interior guarda la Santa Faz de Alicante, una reliquia de la Santa Faz, o lo que es lo mismo, uno de los pliegues del paño con el que una mujer (Verónica) limpió la cara de Cristo durante su camino al Calvario.

Por último, hay que señalar los museos de la ciudad. Puedes escoger entre el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante, el Museo de Bellas Artes Gravina, el Museo Arqueológico Provincial o el Museo Volvo Ocean Race. Son sólo una pequeña muestra, pues Alicante posee muchísimas más galerías y museos que podrían interesarte.

Otros puertos cercanos

Cerca de Alicante tienes otros puertos que son muy importantes dentro de la ruta mediterránea. Vamos a destacar estos dos:

Tags: ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Top